EL MARFORIO Y LA HISTORIA DE LOS PARAGUAS

SUSCRÍBETE A NUESTRO BLOG

Marforio
Marforio
En Campo San Salvador es imposible no fijarse en el gran dragón alado de hierro forjado que con su boca sostiene una corona de tres paraguas abiertos de colores

¿Qué secreto esconde? ¿Qué leyenda hay detrás? ¿Una referencia a San Jorge y el dragón?
 

En realidad, su historia no se remonta ni al medioevo ni a ningún relato bíblico sino que es mucho más reciente. Y además, muchos creen que no se trata de un dragón sino de un ave fénix, pero también como todos los signos que encontramos en Venecia, nos cuenta el devenir de la historia.

 

Hasta finales de los años 90 del siglo pasado, en la esquina donde está la lámpara, se encontraba la tienda de Bartolomeo Marforio, una tienda de lujo que vendía bolsos, carteras, maletas y otros objetos de cuero pero sobre todo vendía paraguas, un objeto que cuando la tienda estaba en auge, se consideraba de lujo y que en Marforio se encontraba de todo tipo de tamaños, colores y materiales.

la tienda de Bartolomeo Marforio
La tienda de Bartolomeo Marforio

La tienda se fundó en 1875 y la gestionó la familia Marforio durante cinco generaciones. Todos se paraban a admirar sus escaparates, pero además era un lugar de encuentro para los venecianos, que decían: "Nos vemos bajo los paraguas de Marforio". Era la tienda de artículos de cuero más grande y antigua de Italia

Marforio ya no está pero quedan el dragón-fénix y los recuerdos


LA HISTORIA DEL PARAGUAS/SOMBRILLA


No sabemos si la sombrilla se inventó por primera vez en China, India o Egipto. Ya en los frescos de las tumbas egipcias y en los antiguos libros chinos se encuentra este objeto, que tenía un valor simbólico de poder e incluso de divinidad.

Parasol egipcio en un relieve del templo de Hatshepsut. Se empleaban como sombrillas y como abanicos Rémih / JMCC1 / CC BY-SA 3.0
Parasol egipcio en un relieve del templo de Hatshepsut en Egipto. Se empleaban como sombrillas y como abanicos Rémih / JMCC1 / CC BY-SA 3.0

Desde el siglo III a.C., la sombrilla para resguardarse del sol era utilizada por las mujeres romanas, y dicen que también eran instrumentos de seducción.


El paraguas ceremonial se consolidó en los siglos siguientes. En el siglo XII, el emperador de China contó con el paraguas ceremonial entre sus insignias.


Y en 1176 el Dux de Venecia pidió permiso al Papa para aparecer en público protegido por un paraguas de brocado y tejido con hilos de oro, una manifestación más de poder y nobleza.
El dux de Venecia bajo un paraguas en grabado del siglo XVI de J. Amman

EL TURISMO Y EL LUJO DE LOS PARAGUAS


En el siglo XVII, los paraguas ya se utilizaban en Venecia habitualmente, pero sin embargo parece que eran objetos exóticos por aquel entonces para los viajeros ingleses.


El famoso viajero Tomas Coryat escribió: "Muchos en Venecia llevan lo que se llama 'Ombrello', es decir, objetos que dan sombra para protegerse del calor del sol. Son de cuero, como un pequeño toldo...Son especialmente utilizados por los jinetes que los llevan en sus manos cuando cabalgan"

Lo exótico significaba dinero, y dinero significaba clase alta, así que los paraguas mostraban la distinción de quien los llevaba, incluidos los viajeros que hacían turismo.


Recordemos que Venecia siempre estuvo asociada al turismo


El puerto de Venecia enfrente de la Plaza de San Marcos con las galeras en las que viajarían los peregrinos a Tierra Santa
El puerto de Venecia enfrente de la Plaza de San Marcos con las galeras en las que viajarían los peregrinos a Tierra Santa

En época medieval, Venecia era una ciudad comercial poderosa y en crecimiento. Los que venían no pretendían entretenerse ni disfrutar del ocio, venían la mayoría a hacer negocios o "turismo religioso".

 

Sólo a partir de finales del siglo XVII hasta el XIX, se desarrolló el turismo asociado a una "Venecia romántica". Los viajeros llegaban atraídos por su belleza y su decadencia, y por las novelas y poesía escritas sobre la ciudad. En ese momento, Venecia era una ciudad rica que atraía a gente rica y, buscaban el lujo, lo que promovió la apertura de tiendas como Marforio.

 

El paraguas, además de un objeto útil, era símbolo de distinción y elegancia.


EL REPARADOR DE PARAGUAS


Había en Venecia, un tipo de artesano que con su carro recorría las calles, era el gueta (afilador de cuchillos) que también reparaba paraguas. Gritaba : "Done xe riva ' el gua el giusta ombrele!" Y así los paraguas, ese objeto lujoso, tenía una larga vida.


Marforio es un testimonio de la imagen de Venecia creada por los románticos ¿Te gustaría que se recuperaran estas tiendas históricas? Comenta con☂️

PUNTO 40 DE LA CAPA "PASEO BARRIO SAN MARCOS"


Descubre el mapa de los lugares de venecisima.com en:

Instrucciones para usarlo en Google Maps en:

https://www.venecisima.com/post/mapa-de-los-lugares-de-venecisima-com



23 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo